Diferencias entre un profesor y un maestro.

Estoy leyendo un nuevo libro y trato de rescatar las cosas más importantes o que me dejan una enseñanza, y hoy quiero compartir lo que estoy aprendiendo.

Un maestro necesita tres cosas que un profesor siempre olvida.

Un maestro entiende su curso como una herramienta para el alumno. Un maestro nunca olvida que es un provocador de experiencias y no solo un facilitador. El maestro es un mediador de conocimientos y un provocador de crisis.

La segunda cosa de un maestro es el lenguaje adecuado por lo que debe saber hablar el idioma de sus pupilos. Saber escuchar es vital para nuestra labor docente. Solo así sabes hablar.

Por último, un gran maestro es un  apasionado de lo que hace. Un buen maestro sabe que las emociones se contagian. La pasión por nuestro trabajo genera vínculos y despierta la curiosidad. Luego, y solo luego, el maestro sorprende a sus alumnos con sus conocimientos.

Leyendo lo anterior tambien puedo comprender que gran maestro fue Jesucristo, quien con sus ejemplos hace posible que busquemos ser mejores personas y nos guía como discípulos hacia la salvación.

De igual manera, nosotros también debemos seguir ese ejemplo y caminar nuestra vida siendo ejemplo para los demás, mejorando cada día y motivando a otros a buscar ese camino.

Anuncios

Mi casa en Lima

image

Existen muchos lugares en los que has vivido, pero te aseguro que no todos los llamas tu casa. Pocos lugares en este mundo merecen ser llamados casa u hogar, por eso, cuando encuentras ese lugar ya no quieres salir de allí y piensas en el tiempo que te tomó encontrarlo. Ahora pasan los días, las personas corren hacia todos lados y el mundo sigue girando sin saber la razón de todo. Cuán importante es conocer y encontrar tu casa, ahora lo entiendo.

Hablar de ti – Interesante letra

Subiendo el cerro el frío se adueño de mi actitud y mi gesto
cruzando mis brazos contra el pecho en la noche como a un niño enfermo
despeinaba el viento tu salud y nos ladraban perros
y todos los barcos con su luz alumbraban tu pelo

Yo solo quiero que recuerdes eso
que fui un pasajero allá entre tus sueños
que fui un pasajero.

Por que hablar de ti es desterrarse a los paisajes que me acuerdo
como intentar hallar la llave de tu voz en los dominios de un secreto
me esta dando pena esta canción que solo era un recuerdo
de todas maneras me gusto rondar el cementerio

Te hablo de de eso, te hablo de aquello
te hablo por eso que fui un pasajero
allá entre tus sueños.

Y la paz tenía que llegar

En estos tiempos difíciles es muy complicado hablar de buscar y encontrar la paz. El trabajo, las personas que nos rodean, el ambiente en el que vivimos y las diferentes circunstancias hacen cada vez más difícil poder encontrar un camino que nos lleve a una tranquilidad personal y familiar.

El hombre en general está enfrascado en una lucha diaria y sin cuartel por tener éxito, aunque no entienda bien este término ni sepa como darse cuenta o como reconocerlo cuando llegue. Caminamos diariamente en busca de objetivos y metas que no nos llevan a nada generalmente, porque siempre habrá algo más allá y nunca será suficiente.

Pero yo me pregunto, ¿Vale la pena vivir de esa manera?

La Biblia nos da algunas enseñanzas al respecto:

Job 1:21 y dijo: Desnudo salí del vientre de mi madre, y desnudo volveré allá. Jehová dio, y Jehová quitó; sea el nombre de Jehová bendito. 

Algunos podrían no estar de acuerdo con este enunciado pero es la verdad, al final de nuestras vidas no podremos llevarnos nada de este mundo y ya eso nos hace pensar acerca de cuál debe ser nuestra meta en esta vida.

Eclesiastes 6:7 Todo el trabajo del hombre es para su boca, y con todo eso su deseo no se sacia.

Cada día queremos más y luchamos por eso, pero ¿realmente vale la pena? Cuánto descuidamos a nuestros hijos por el supuesto éxito y no medimos las consecuencias. Pensando en esos temas, justo una sobrina mía me presentó el video que comparto con ustedes a continuación.

Y, finalmente los dejo con un mensaje de la Biblia:

Eclesiastes 12:13 El fin de todo el discurso oído es este: Teme a Dios, y guarda sus mandamientos; porque esto es el todo del hombre. 
Eclesiastes 12:14 Porque Dios traerá toda obra a juicio, juntamente con toda cosa encubierta, sea buena o sea mala.

La baja autoestima de las mujeres

La baja autoestima de las mujeres

Publicado por  el mayo 7th, 2013 — 

El mes pasado, Dove presentó un documental realmente satánico en Youtube. Se trataba de un video en el que reflejaba de un modo sencillo pero efectivo, el gran problema del 80% de las mujeres. El de su autoestima.

Hay un hecho innegable, y es que generalmente (sólo generalmente) siempre somos más críticos con nosotros mismos. Esto es algo que de hecho he comprobado cuando tomo fotos; es clásico hacer un disparo buenísimo y la persona que sale en la foto la revisa y te dice “bórrala por fa porque salgo con este defecto x“. Revisas la foto y claramente tu no ves nada.

Quienes más presentan ese comportamiento, sin duda son las minas, sieeeempre, de hecho, siempre, y eso no distingue clases sociales ni qué tan lindas sean. Todas, todas son sumamente críticas con cómo se perciben a sí mismas.

Es bajo ese insight que la gente de Dove, los mismos estos de “la belleza real“, llamaron a un retratista del FBI, quien sin ver cómo era realmente cada mujer, les pidió que se describieran a sí mismas. El tipo de ese modo las retrataba en base a su descripción. El resultado son dos retratos por cada persona. Uno terrible, con las descripciones hechas de ellas mismas, y otro mucho más digno y realista con la descripción de una tercera. El gran problema era el énfasis que daban a ciertos pequeños defectos. “Mi nariz es gigante”, “Tengo una frente muy amplia”, “Mi cara es redonda”, etc, etc.

El video es este. Otro nuevo disparo publicitario de Dove que se merece varios aplausos.

Bellas fotos de nuestro planeta

A continuación unas bellas fotos de nuestro bello planeta azul.

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

Espectaculares tomas, pero nada de eso puede ser comparable con lo que se podrá ver en el cielo.

Por eso vale la pena aprender sobre la Pascua del Nuevo Pacto, que es la promesa de Dios de darnos la vida eterna, es decir, la promesa de volver al cielo.

Celebremos la Pascua de Dios y regresemos al cielo.

Comentarios de una vida nueva.

A %d blogueros les gusta esto: